Honestidad: ingrediente principal para comunicarme

Por Daniel Rangel.

 

Cuando alguien estudia Ciencias de la Comunicación, generalmente siempre hay algún chiste o burla dando a entender que esa carrera profesional no sirve para nada o que se terminará como Pedrito Sola, conduciendo un programa de chismes, porque claro: comunicación = chisme…

 

Una parte de esas burlas tienen algo de razón porque es un área del conocimiento que estudia un poco de todo y pareciera que no va enfocada a algo específico. Algunos creen que comunicación es sinónimo de televisión o radio, e incluso hasta “youtuber” y lo cierto es que no es necesario estudiar esa carrera para trabajar en medios o ser famoso como el Werevertumorro.

 

Yo entendí qué era la comunicación y para qué servía un par de años después de haber egresado de la carrera y en realidad me di cuenta que es aplicable en cualquier lugar donde uno desee trabajar e incluso generarse su propio empleo ya que la comunicación abarca TODOS LOS ASPECTOS DE LA VIDA.

 

Tener una formación profesional en comunicación trastocó mi forma de ser, de tal forma que el comunicarme de forma efectiva se empezó a hacer un hábito. El saber cómo manejar la información y cómo dar mensajes ha dado como resultado que la gente me busque para darles opiniones de todo tipo porque, en sus palabras, “soy directo”.

 

En la comunicación hay que ser directo para lograr la eficiencia de un mensaje. El ser directo no tiene nada que ver con ser grosero. Ser directo se trata de ser honesto, sin dejar de lado la empatía o el contexto que se vive como para dar un mensaje aunque éste sea fuerte o sensible.

 

Por lo tanto, entendí que la comunicación tiene una relación íntima con la honestidad. La mejor recomendación que le puedo hacer a una persona es que no importa cuál sea la circunstancia: si te equivocaste en el trabajo, si le fallas a un amigo, si tomaste algo que no era tuyo, si rompiste algo aunque fuera por accidente: SÉ HONESTO. Créeme, sí eres honesto, la comunicación hará que encuentres la solución; sin embargo, si decides no ser honesto, tarde o temprano te van a cachar y las represalias serán mayores.

 

No es que estudiar Ciencias de la Comunicación te haga honesto o que es la única y mejor carrera para aprender a comunicarte de manera efectiva, pero de lo que sí estoy plenamente convencido es que estudiarla da un panorama más amplio sobre el cómo manejar la información, la ética que eso implica y la confianza que generas con otras personas, aspectos que tarde o temprano pondrás a prueba en el mundo real en situaciones de conflicto fuertes, en donde no comunicarse de forma efectiva y no ser honesto, harán que la puedas pagar muy caro.

Síguenos en:

Twitter:@ElPortalMx

Facebook:El Portal San Luis Potosí

 

A %d blogueros les gusta esto: