Se repartieron ex funcionarios, millonario “bono de marcha”

El Tesorero del ayuntamiento de la capital, Rodrigo Portilla Díaz detalló que los pagos de finiquito que se les asignaron a los diferentes funcionarios y trabajadores al final de la administración gallardista, se designaron de forma irregular al ser un pago que no corresponde al término de actividades de la administración municipal anterior.

El funcionario, refirió que los funcionarios de confianza se llevaron casi 7 millones de pesos como concepto de finiquito, y uno de los casos donde se aplicó esto fue el del ex secretario general del Ayuntamiento, Ernesto Barajas Abrego, quien estuvo en el cargo de diciembre de 2017 a Octubre del 2018 y se llevó 280 mil pesos, también está el caso del ex oficial mayor, Noel Lara Henríquez, cuyo  finiquito alcanzó también más de 200 mil pesos y a su vez también se aplicó lo mismo con el ex director de Atención Ciudadana Eloy Franklin Sarabia, actualmente regidor.

Explicó que la asignación de los bonos se hizo de una manera ilógica, pues los movimientos se realizaron durante los últimos días del mes de septiembre, cuando ya finalizaba la administración municipal. 

Refirió que el día 28 de septiembre del año pasado llegó el recurso para ser utilizado durante el mes de octubre, pero ese recurso fue utilizado para cubrir los finiquitos de los trabajadores, lo que dejó las arcas municipales en ceros totales impidiendo así que se realicen así actividades iniciales de la nueva administración.

Finalmente, el tesorero municipal explicó que los bonos de marcha no se asignan a ninguna autoridad, razón por la cual se investigará por que se utilizó un recurso destinado para obras en el municipio y no para finiquitos.

Por Ángel Rodríguez

Síguenos en:

Twitter:@ElPortalMx

Facebook: El Portal San Luis Potosí

A %d blogueros les gusta esto: